jueves, 23 de noviembre de 2017

Sobre el 14 de noviembre: universos paralelos

El de este mes era un autor muy popular y casi podríamos calificarlo de superventas en el mundo de la ciencia ficción literaria. Quizá por eso en la tertulia se hablo mucho del autor y de su obra en general y no tanto del libro. El resultado fue una conversación muy fluida, muy distendida y un poco difusa  sobre Los propios dioses y el propio Isaac Asimov.

Cuentos interconectados
“A mí el cuento de este mes me ha parecido muy raro, muy artificioso y muy abstracto. La división de los personajes entre Racionales, Paternales y Emocionales me recordaba a la teología”
“Bueno, pero eso puede que sea aplicable al cuento central, pero desde luego de ninguna manera a todo el libro”
“No entiendo, si sólo hay un cuento…”
“A ver, déjame ver el libro”
(Después de inspeccionarlo y hojearlo) “Escucha, veo que te has traído una versión incompleta del libro, una versión en la que sólo consta el cuento central de los tres que forman la novela”
“Pues es el libro que me ha dado la biblioteca, la versión que publicó El Periódico de Cataluña
“Por lo que se ve, esa versión no es completa. Es una lástima que no hayas podido leer la versión íntegra porque son tres cuentos pero que han de leerse juntos porque conforman una sola historia”
“¿Y cuáles son esos cuentos?”
“Esa es otra: El primer cuento se llama “Contra la estupidez”, el segundo “Los propios dioses” y el tercero “Luchan en vano”. Los tres forman una sentencia de Schiller: “Contra la estupidez los propios dioses luchan en vano.”
“Por cierto, pido disculpas por recomendar un libro tan tonto”
“No, no, si no es tonto en absoluto”
“¿Y no creéis que es quizá una lectura para adolescentes?”
“No, no, tampoco”
“Yo me lo he pasado pipa”
“Que sepáis que en su día ganó los dos premios más importantes de la ciencia ficción, el Hugo y el Nébula. Creo que fue la primera novela que lo logró”

Un escritor muy productivo
“Yo de Asimov he leído poco, principalmente su historia de los Estados Unidos de América, y no me pareció gran cosa”
“Y sin embargo ha vendido mucho”
“Pero no es un gran literato, es un literato que ha vendido mucho”
“En realidad, las revistas de ciencia ficción lo usaban de “gancho” para atraer lectores”
“Era un escritor poco exigente. Aceptaba todos los cambios que los editores hacían a sus cuentos, ya que decía que en general los escritos salían beneficiados”
“En una nota a uno de sus cuentos dice que a partir de aquel escrito en concreto había podido vender todo lo que había escrito posteriormente. En total más de 500 escritos entre cuentos, novelas y obras de divulgación científica”
“¿Y cuál era su truco?”
“A él lo que le gustaba, y así lo decía, era escribir historias de detectives pero ambientadas en escenarios de ciencia ficción y si te fijas en todos sus escritos de ficción se plantea un problema que los protagonistas, bastante estereotipados, pero en general simpáticos, acaban resolviendo”
“Lo que pasa es que a mí se me hace muy repetitivo porque en todos sus libros va repitiendo una y otra vez los mismos temas: robots, imperio galáctico, psicohistoria…”
“Eso es lo que para mí hace interesante el libro que he propuesto este mes”

Peculiaridades de Los propios dioses
“¿Y por qué propusiste este libro precisamente?”
“Por su manera tan peculiar de tratar el tema de los extraterrestres, es algo que no he visto en ningún otro autor, y lo curioso es que está basado en la ciencia”
“Pues yo precisamente con la ciencia me hacia un lío, que si el tungsteno, los neutrones y protones, la fusión nuclear, los universos paralelos…”
“Yo te recomiendo que leas El universo. Fue su primer libro de divulgación científica y aunque sólo sea una historia de la astronomía, si lo lees encuentras la base científica de toda la ficción que había escrito”
“A mí lo que me resulta inexplicable es que el libro empiece por el capítulo 6”
“Recuerdo que en la introducción de la primera edición del libro en español, el autor explicaba que el libro empieza en el capítulo 6 a causa de una apuesta, pero vamos, que en realidad todo se desarrolla según los cánones, empieza con un capitulo 6a sigue con el capítulo 1, luego hay un capitulo 6b y así va avanzando el texto hasta que llega al capítulo 6 propiamente dicho, el que está después del capítulo 5, vaya  y sigue la narración con toda tranquilidad y sin más alteraciones”
“A mí me llama la atención que, en el cuento central, los seres blandos no sepan que ellos son los propios seres duros”
“Es que todo el cuento se basa en eso. Yo creo que se da bastante razón de todo”
“Ese cuento representa un gran reto para el escritor porque por un lado el lector ha de comprender la acción, pero por otro, el escrito no ha de dar elementos concretos no imprescindibles porque la acción transcurre en un universo con propiedades físicas distintas del nuestro”
“Para mí es el mejor de los tres cuentos”
“Yo quisiera resaltar que en este libro por fin las relaciones están sexualizadas. Eso no es típico de Asimov. En sus cuentos casi no hay personajes femeninos”
“Bueno, está Susan Calvin, la robotpsicóloga, de sus cuentos de robots”
“Cierto, Susan Calvin se presenta en un cuento en el que era necesario un personaje femenino y el autor conservó el personaje. Pero en la mayoría de los cuentos Susan Calvin es un personaje muy masculinizado”
“En esta lectura me ha parecido que el primer cuento no es que esté muy acabado”
“No estoy de acuerdo. Yo creo que en ese cuento tiene un buen final, porque por fin el personaje de Lamont muestra su lado más humano, su ambición frustrada”



1 comentario:

Caro dijo...

Buscando información sobre la novela he encontrado esta entrada que me ha gustado mucho https://www.fabulantes.com/2015/01/los-propios-dioses-isaac-asimov/ Es un blog de ciencia ficción y cómic que quizá os guste, se llama Fabulantes:)